lunes, 31 de octubre de 2011

DIA DE LA REFORMA PROTESTANTE: 31 DE OCTUBRE DE 1517

El próximo 31 de octubre los cristianos evangélicos alrededor del mundo conmemoran el Día de la Reforma Evangélica o Protestante, establecido por la lucha del teólogo y reformador alemán Martín Lutero.

A los 24 años de edad Lutero fue ordenado como sacerdote continuando así un largo camino que lo llevaría a descubrir en 1517 la predicación de indulgencias por parte de un monje dominico, Tetzel. Según la enseñanza tradicional, por medio de la compra de indulgencias, se libraba a las almas recluidas en el purgatorio de los tormentos del mismo, causa que introdujo a Lutero en una batalla por la verdad causando la apertura de un tribunal de inquisición que culminó en la excomulgación de Lutero de la Iglesia Católica Romana.



http://ceirberea.blogdiario.com/img/lutero-95tesis.jpg
Lutero clavando las 95 tesis en la puerta
de la iglesia de Wittenberg en Alemania.

.
Este gran religioso precipitó la Reforma Evangélica o Protestante al publicar en las puertas de la iglesia del Palacio de Wittenberg el 31 de octubre de 1517 sus 95 Tesis denunciando las indulgencias y los excesos de la Iglesia Católica.
El 15 de junio de 1520, León X publicó la bula de excomunión de Lutero intitulada Exsurge Domine. Cuando Lutero la recibió se dirigió al pudridero de la ciudad y juntamente con el Derecho Canónico, la quemó públicamente.


EL LEGADO DE MARTÍN LUTERO

Lutero fue el principal artífice de la Reforma Evangélica, en la que tuvo un papel mucho más destacado que otros reformadores. Gracias a la imprenta, sus escritos se leyeron en toda Alemania y ejercieron influencia sobre otros muchos reformadores y pensadores, dando origen a diversas tradiciones evangélicas o protestantes en Europa y en el resto del mundo.

http://ceirberea.blogdiario.com/img/historia.jpg
Lutero fue el hombre que por su amor a la verdad bíblica, provocó la
separación de la verdadera Iglesia de las falsas doctrinas del Catolicismo.
.
Tanto la Reforma Evangélica o Protestante como la consecuente reacción católica, la Contrarreforma, supusieron un importante desarrollo intelectual en Europa, por ejemplo, mediante el pensamiento escolástico de los jesuitas en el caso del Catolicismo. Por su traducción de la Biblia, Lutero es considerado además uno de los fundadores de la literatura en alemán.

En los territorios luteranos aumentó considerablemente el poder absoluto de los príncipes. Católicos y evangélicos sostuvieron entre sí terribles guerras religiosas. Un siglo después de las protestas de Lutero, una revuelta en Bohemia provocó la Guerra de los Treinta Años, un conflicto entre católicos y evangélicos que arrasó gran parte de Alemania y acabó con la vida de cerca de un tercio de la población.

Sus contribuciones a la civilización occidental fueron más allá del ámbito religioso, ya que sus traducciones de la Biblia ayudaron a desarrollar una versión estándar de la lengua alemana y se convirtieron en un modelo en el arte de la traducción.

Las 95 tesis de Martín Lutero


Con sus 95 tesis, Martín Lutero quiso impulsar una reforma de la Iglesia Católica Romana,
pero sin proponérselo se convirtió en fundador de una segunda confesión cristiana.



El Nuevo Testamento, traducido por Martin Lutero al idioma alemán.

Martín Lutero (1483-1546) oficiaba desde 1514 como sacerdote en la Iglesia de la ciudad de Wittenberg. Su comunidad apreciaba al popular predicador que se había hecho notar por su talento retórico. A menudo se quedaba en su cuarto absorto leyendo la Biblia. Lutero quería descifrar a través de las Sagradas Escrituras la relación entre Dios y los hombres. Una relación que hacía mucho había quedado aclarada, según la Iglesia Católica: Dios se dirigía a los hombres a través del Papa en Roma y a través de los representantes del Santo Padre, los sacerdotes y obispos. Con ello la Iglesia de Roma podía reclamar para sí la interpretación universal de la Biblia y establecer sanciones a quienes contravinieran sus reglas.

95 tesis contra los abusos de la Iglesia

Martín Lutero, en cambio, hizo una nueva interpretación de los Evangelios del Nuevo Testamento, que derivó en otro paradigma cristiano. Para él no había una “mediación apostólica” en la relación entre Dios y los hombres. Lo único que valía eran las Sagradas Escrituras (primacía de las Escrituras), Jesucristo (primacía de Cristo) y la gracia de Dios (primacía de la gracia y de la fe). El detonante de la Reforma fue el comercio de indulgencias, cuyos beneficios iban a ser destinados a la construcción de la Basílica de San Pedro en Roma, pero también a mantener el lujoso estilo de vida del Papa Leo X (1475-1521), que se encontraba siempre notoriamente al borde de la bancarrota.


Iglesia de Wittenberg, en donde Predicaba Martin Lutero


Cuando Martín Lutero escribió sus 95 tesis en la habitación de su vivienda de párroco de la Iglesia de Wittenberg, buscaba únicamente poner un alto a lo que él consideraba anomalías en la Iglesia Católica Romana (la secularización, la evasión del celibato). No era su intención entrar en conflicto con el Papa ni tampoco fundar su propia Iglesia. Por ello no clavó tampoco las tesis ese memorable 31 de octubre de 1517 en la puerta de la Iglesia de Wittenberg, sino que las envió para su discusión a colegas y amigos. Ese día no fue un revolucionario, sino un monje preocupado por la salvación de las almas de los miembros de su comunidad. La reacción a las tesis, que se propagaron rápidamente, convirtió a ese angustiado monje en un revolucionario que trastornó de manera perdurable el mundo medieval y cuyos efectos en la historia no tienen parangón.



Casa donde nació Martin Lutero, en la ahora llamada Lutherstraße 16,
en la localidad de Eisleben, Sajonia Anhalt.

El reformador fuera de la ley – Lutero no se desdice

El Papa Leo X intentó llamar al orden al monje de Wittenberg amenazándolo con la excomunión, anatemas y en abril de 1521 con un proceso ante la Dieta Imperial de Worms, sin éxito. Martín Lutero no se desdijo de sus tesis en Worms, lo que fue documentado con una “proscripción imperial” (Reichsacht) y acto seguido fue declarado fuera de la ley. En su posterior huída de los alguaciles de la Inquisición, Lutero no sólo pudo contar con un amplio apoyo entre la población, sino sobre todo con la ayuda del príncipe elector de Sajonia, Federico III “el Sabio” (1463-1525). El príncipe elector ocultó a Lutero en el Castillo de Wartburg, donde bajo el seudónimo de Caballero Jorge (Junker Jörg) se dedicó a traducir el Nuevo Testamento al alemán.

Por una parte sus enseñanzas se propagaron rápidamente en el continente europeo. Pero por la otra, el conflicto con la Iglesia Católica, como se pasó a autodenominar la Iglesia romana del Papa, fue adquiriendo dimensiones cada vez más violentas. Ambos bandos comenzaron a armarse. Ese conflicto religioso desembocó finalmente en la Guerra de los Treinta Años (1618-1648), tras la cual la libertad religiosa en Alemania y Europa quedó sellada a través de tratados.

Por lo tanto, el 31 de Octubre del año 1517, el monje agustino y profesor de teología, Martín Lutero, clavó 95 tesis en la puerta del templo de Wittenberg. Se conoce esta fecha como el Día de la Reforma Protestante. Los noventa y cinco principios de Lutero movieron a los académicos a debatir la necesidad de la reforma de la Iglesia. Finalmente, las tesis del revolucionario Lutero causaron un revuelo en la Iglesia y como resultado la Reforma cristiana.

Dios puede cambiar a una persona, a la Iglesia y al mundo cuando se cree en su Palabra; en la buena noticia del amor de Cristo, manifestado en la cruz, para con la humanidad. Así anotó Lutero: "El verdadero tesoro de la Iglesia es el sacrosanto evangelio de la gloria y de la gracia de Dios" (Tesis 62).

Por medio de su Santa Palabra (sola Escritura, es palabra de Dios), el Señor nos da la única y verdadera fe (sola fe, es don de Dios) y, por ella, confiamos en su gracia inmerecida (sola gracia, es amor de Dios) para la salvación eterna.

SOLI DEO GLORIA
REV. RUBEN DARIO DAZA


2 comentarios:

  1. pienso, que este hombre sento un precedente en la historia de la humanidad, esto me deja que ver que la palabra de Dios, hace un obra inimaginable en la vida del ser húmano, solo basta con leerla, apropiarse de ella y pedirle al Espíritu Santo que nos de la sabiduría necesaria para entenderla y ser "hacedores y no tan solamente oidores".

    ResponderEliminar
  2. Martin Lutero fue un excelente hombre que cambió la história de la humanidad y abrió nuevos caminos y nuevas posibilidades de acercarse a Dios, La Reforma protestante nos dejó un gran legado y nos libertó de las garras de una religiosidad manipuladora, alienante y poco cristiana. El luteranismo cree en Jesucristo como su fundador espiritual, Dios uno y trino (Santa Trinidad), es decir: Dios Padre, Dios Hijo y Dios Espíritu Santo. La interpretación bíblica que tuvo de que Dios no juzga a los hombres por sus obras buenas, sino más bien por su fe (sola fides), proporciona a Lutero la base fundamental de su pensamiento.

    El pensamiento de Lutero se basa en el concepto de la justificación por la fe, que negaba cualquier teoría romana/ortodoxa respecto a los méritos personales aplicables a la salvación, la mediación de los santos y la veneración de las imágenes. Denunció la venta de indulgencias y la obtención de los perdones a cambio de bienes, así como la venta de cargos eclesiásticos. El movimiento creado por él, el luteranismo rechaza la primacía y autoridad romana del papado como institución divina. Niega la tradición dogmática de la existencia del purgatorio. El movimiento protestante iniciado por Lutero afirma el valor único de las Escrituras y la supremacía de la fe en Jesucristo. Lutero desarrolla la doctrina del Sacerdocio Universal, en donde afirma que las Escrituras pueden ser entendidas por todos los creyentes y que cada uno puede examinarlas libremente gracias a la creación de la imprenta. Según Lutero, todos los creyentes son sacerdotes en virtud de los sacrificios espirituales de un corazón arrepentido en oración.En sentido estricto, no se puede hablar de una sola Iglesia luterana, pues son varias las iglesias o subramas que surgen del movimiento luterano.Gracias al Editor por dedicarle una página a este gran hombre y como dice el apostol Pablo, al que honra, honra.

    ResponderEliminar